Omita y vaya al Contenido

Cromo


¿Qué es?

El cromo es un metal. Se le llama un “elemento traza esencial” porque muy pequeñas cantidades de cromo son necesarias para la salud de los seres humanos.

El cromo se utiliza para mejorar el control de azúcar en la sangre en las personas con prediabetes, con diabetes tipo 1 y tipo 2 y las que tienen un nivel alto de azúcar en la sangre debido a que están tomando esteroides.

También se utiliza para la depresión, el síndrome de ovarios poliquísticos (SOPQ), para bajar el colesterol “malo” y para aumentar el colesterol “bueno” en las personas que están tomando medicamentos para el corazón llamados bloqueadores beta.

Algunas personas utilizan el cromo para mejorar su condición física. Lo usan para la pérdida de peso, el aumento de la masa muscular y para la disminución de la grasa en el cuerpo. El cromo también se usa para mejorar el rendimiento atlético y aumentar la fuerza.

El cromo fue descubierto en Francia a fines de 1790, pero sólo fue reconocido como un importante elemento traza después de 1960.

¿Qué tan efectivo es?

Natural Medicines Comprehensive Database (La Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales) clasifica la eficacia, basada en evidencia científica, de acuerdo a la siguiente escala: Eficaz, Probablemente Eficaz, Posiblemente Eficaz, Posiblemente Ineficaz, Probablemente Ineficaz, Ineficaz, e Insuficiente Evidencia para Hacer una Determinación.

La clasificación de la eficacia para este producto es la siguiente:

Probablemente eficaz para...

  • Prevenir la deficiencia de cromo.

Posiblemente eficaz para...

  • La diabetes tipo 2. Hay cierta evidencia que muestra que el tomar picolinato de cromo (un compuesto químico que contiene cromo) por vía oral puede bajar el nivel de azúcar en ayunas, puede bajar lo niveles de insulina, y hacer que la insulina funcione mejor en las personas que tienen diabetes de tipo 2. El picolinato de cromo podría disminuir el aumento de peso y la acumulación de grasa en los pacientes que están tomando uno de los medicamentos, de venta bajo receta médica, llamados sulfonilureas.

    Dosis más altas de cromo podrían ser más eficaces y funcionar más rápido. En algunas personas, dosis más altas podrían también bajar el nivel de algunas grasas en la sangre (colesterol y triglicéridos).

    Investigaciones preliminares sugieren que el picolinato de cromo podría tener los mismos beneficios en los pacientes con diabetes tipo 1 como en los pacientes que sufren de diabetes a consecuencia de un tratamiento con esteroides.

    Sin embargo, los investigadores están observando cuidadosamente los resultados que muestran que el cromo podría ser eficaz para el tratamiento de la diabetes. Podría no ayudar a todos. Algunos investigadores sospechan que los suplementos de cromo podrían benificiar primordialmente a aquellos pacientes con mala nutrición o bajos niveles de cromo. Los niveles de cromo pueden estar más bajos que lo normal en los pacientes con diabetes.

Posiblemente ineficaz para...

  • Mejorar el rendimiento atlético. Estudios de confianza muestran que el tomar cromo no parece mejorar la musculatura, la fuerza, o la masa muscular magra.
  • La prediabetes.

Insuficiente evidencia para hacer una determinación para...

  • La obesidad y la pérdida de peso. El tomar picolinato de cromo por vía oral por 2 a 3 meses podría producir una pequeña pérdida de peso de sólo alrededor de 1.1 kg. Pero no todos los estudios han demostrado este beneficio.
  • La depresión. El cromo podría mejorar el humor de las personas con depresión leve que no están respondiendo completamente al tratamiento con algunos medicamentos para la depresión de venta bajo receta médica.
  • La prevención de un ataque al corazón. Bajo nivel de cromo en las uñas de los pies parece estar vinculado con un más alto riesgo de sufrir un ataque al corazón. Los investigadores concluyeron que dando suplementos de cromo podría disminuir ese riesgo. Pero hasta el momento, no hay investigación de confianza que muestre que los suplementos de cromo pueden prevenir un ataque al corazón.
  • El síndrome de Turner (una enfermedad hereditaria que a menudo lleva a diabetes). La investigación hasta el momento sugiere que los suplementos de cromo podrían mejorar los problemas del metabolismo del azúcar y las grasas en las personas con el síndrome de Turner.
  • El síndrome de ovarios poliquísticos (SOPQ).
  • El bajo nivel de azúcar en la sangre (hypoglycemia).
  • Otras afecciones.
Se necesita más evidencia para aprobar al cromo para estos usos.

¿Cómo funciona?

Volver al comienzo
El cromo podría ayudar a mantener los niveles de azúcar en la sangre normales al mejorar la manera que nuestro cuerpo usa la insulina.

¿Hay preocupación por la seguridad de su uso?

Volver al comienzo
El cromo es PROBABLEMENTE SEGURO para la mayoría de los adultos cuando se usa en forma apropiada por 6 meses o menos. El cromo es POSIBLEMENTE SEGURO para la mayoría de las personas cuando se usa por períodos de tiempo más largos. Algunas personas sufren de efectos secundarios como irritación de la piel, dolores de cabeza, mareos, nausea, cambios de humor, y problemas con el razonamiento, juicio, y la coordinación. Las dosis altas han estado vinculadas con efectos secundarios más graves incluyendo trastornos sanguíneos, daño al hígado o al riñón, y otros problemas. No se sabe con seguridad si el cromo es la causa real de estos efectos adversos.

Advertencias y precauciones especiales:

Embarazo y Lactancia: El cromo es PROBABLEMENTE SEGURO durante el embarazo y la lactancia si se toma por vía oral en cantidades que son iguales o menores a los niveles de la “ingesta adecuada” (IA). Sin embargo, las mujeres no deberían tomar suplementos de cromo durante el embarazo o la lactancia a menos que se lo recomiende su proveedor de salud.

Problemas del riñón: Hay por lo menos tres informes de daño al riñón en pacientes que tomaron picolinato de cromo. No tome suplementos de cromo, si usted ya tiene problemas renales.

Enfermedad del hígado: Hay 3 informes de daño hepático en pacientes que tomaron picolinato de cromo. No tome suplementos de cromo si usted ya tiene enfermedad del hígado.

Diabetes: El cromo podría disminuir los niveles de azúcar en la sangre y podría bajar demasiado el azúcar en la sangre si se toma junto con medicamentos para la diabetes. Si usted tiene diabetes, use los productos de cromo con cautela y controle los niveles de azúcar en la sangre de cerca. Podría ser necesario ajustar la dosis de los medicamentos para la diabetes.

Alergia de contacto al cromato/cuero: Los suplementos de cromo pueden producir reacciones alérgicas en las personas con alergia de contacto al cromato o al cuero. Los síntomas incluyen enrojecimiento, hinchazón, y descamación de la piel.

Trastornos del comportamiento o psiquiátricos tales como la depresión, ansiedad o esquizofrenia: El cromo podría afectar a las sustancias químicas en el cerebro y podría empeorar los trastornos del comportamiento o los trastornos psiquiátricos. Si tiene cualquiera de estos trastornos tenga cuidado cuando usa suplementos de cromo. Preste atención a cualquier cambio en la manera como se siente.

¿Existen interacciones con medicamentos?

Volver al comienzo

Moderadas

Tenga cuidado con esta combinación

Insulina
El cromo podría disminuir el azúcar en la sangre. La insulina también se usa para disminuir el azúcar en la sangre. El tomar cromo junto con insulina podría hacer que el azúcar en la sangre bajara demasiado. Controle de cerca el azúcar en la sangre. Podría ser necesario cambiar la dosis de su insulina.

Levotiroxina (Synthroid)
El tomar cromo con levotiroxina (Synthroid) podría disminuir la cantidad de levotiroxina (Synthroid) que el cuerpo absorbe. Esto podría hacer a la levotiroxina (Synthroid) menos eficaz. Para ayudar a evitar esta interacción la levotiroxina (Synthroid) debería tomarse ya sea 30 minutos antes o 3 a 4 horas después de tomar cromo.

Menores

Preste atención a esta combinación

AINEs (Medicamentos anti-inflamatorios no esteroidales)
Los AINEs son medicamentos anti-inflamatorios que se usan para disminuir el dolor y la hinchazón. Los AINEs podrían aumentar los niveles de cromo en el cuerpo y aumentar el riesgo de sufrir efectos adversos. Evite tomar suplementos de cromo y AINEs al mismo tiempo.

Algunos AINEs incluyen ibuprofeno (Advil, Motrin, Nuprin, otros), indometacino (Indocin), naproxeno (Aleve, Anaprox, Naprelan, Naprosyn), piroxicam (Feldene), aspirina, y otros.

¿Existen interacciones con hierbas y suplementos?

Volver al comienzo
Hierbas y suplementos que contienen cromo
Las hierbas que contienen cromo, tales como la cola de caballo (Equisetum arvense) y la cáscara sagrada (Rhamus pursiana), pueden aumentar el riesgo de envenenamiento por cromo cuando se toman a largo plazo, o cuando se toman con suplementos de cromo.

Hierro
El cromo puede hacer que sea difícil para el cuerpo utilizar el hierro. Esto podría conducir a deficiencia de hierro en algunas personas. Pero, esto es poco probable que pase si la gente toma los suplementos de cromo en las dosis recomendadas.

Vitamina C
El tomar vitamina C junto con cromo podría aumentar la cantidad de cromo que es absorbida.

Zinc
El usar zinc junto con cromo podría disminuir la absorción de tanto el cromo como el zinc.

¿Existen interacciones con alimentos?

Volver al comienzo
No se conoce ninguna interacción con alimentos.

¿Qué dosis se utiliza?

Volver al comienzo
La siguiente dosis se ha estudiado en investigaciones científicas:

POR VÍA ORAL:
  • Para la diabetes de tipo 2:
    • 200-1000 mcg al día en dosis divididas.
    • Se ha utilizado también una combinación específica que provee 600 mcg de cromo más 2 mg de biotina y que se toma una vez al día (Diachrome, Nutrition 21).
Los niveles máximos de ingesta de cromo que son seguros y tolerables no se conocen. Sin embargo, los niveles de ingesta adecuada (IA) diarios para el cromo se han establecido. Para infantes de 0 a 6 meses: 0.2 mcg; de 7 a 12 meses: 5.5 mcg; para los niños y niñas de 1 a 3 años: 11 mcg; de 4 a 8 años: 15 mcg; para los niños de 9 a 13 años: 25 mcg; para los hombres de 14 a 50 años: 35 mcg; los hombres mayores de 51 años: 30 mcg; para las niñas de 9 a 13 años: 21 mcg; de 14 a 18 años: 24 mcg; para las mujeres de 19 a 50 años: 25 mcg; las mujeres mayores de 51 años: 20 mcg; las mujeres embarazadas de 14 a 18 años:29 mcg; de 19 a 50 años: 30 mcg, las mujeres amamantando de 14 a 18 años: 44 mcg; de 19 a 50 años: 45 mcg.

Otros nombres

Volver al comienzo
Acétate de Chrome, Atomic Number 24, Chlorure Chromique, Chlorure de Chrome, Chrome, Chrome III, Chrome 3+, Chrome FTG, Chrome Facteur de Tolérance au Glucose, Chrome Trivalent, Chromic Chloride, Chromium Acetate, Chromium Chloride, Chromium Nicotinate, Chromium Picolinate, Chromium Polynicotinate, Chromium Proteinate, Chromium Trichloride, Chromium Tripicolinate, Chromium III, Chromium III Picolinate, Chromium 3+, Cr III, Cr3+, Glucose Tolerance Factor-Cr, GTF, GTF Chromium, GTF-Cr, Kali Bichromicum, Nicotinate de Chrome, Numéro Atomique 24, Picolinate de Chrome, Picolinate de Chrome III, Polynicotinate de Chrome, Potassium Bichromate, Protéinate de Chrome, Trichlorure de Chrome, Tripicolinate de Chrome, Trivalent Chromium, Cr.

Metodología

Volver al comienzo
Para saber más sobre cómo este artículo fue escrito, refiérase a la metodología metodología (http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/natural/methodology-sp.html) de la Base exhaustiva de datos de medicamentos naturales.

Referencias

Volver al comienzo
Para ver todas las referencias de la página de Cromo, por favor diríjase a http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/natural/932.html.
  1. Yazaki Y, Faridi Z, Ma Y, et al. A pilot study of chromium picolinate for weight loss. J Altern Complement Med 2010;16:291-9.
  2. John-Kalarickal J, Pearlman G, Carlson HE. New medications which decrease levothyroxine absorption. Thyroid 2007;17:763-5.
  3. Singer GM, Geohas J. The effect of chromium picolinate and biotin supplementation on glycemic control in poorly controlled patients with type 2 diabetes mellitus: a placebo-controlled, double-blinded, randomized trial. Diabetes Technol Ther 2006;8:636-43.
  4. Lydic ML, McNurlan M, Bembo S, et al. Chromium picolinate improves insulin sensitivity in obese subjects with polycystic ovary syndrome. Fertil Steril 2006;86:243-6.
  5. Martin J, Wang ZQ, Zhang XH, et al. Chromium picolinate supplementation attenuates body weight gain and increases insulin sensitivity in subjects with type 2 diabetes. Diabetes Care 2006;29:1826-32.
  6. Kleefstra N, Houweling ST, Jansman FG, et al. Chromium treatment has no effect in patients with poorly controlled, insulin-treated type 2 diabetes in an obese Western population: a randomized, double-blind, placebo-controlled trial. Diabetes Care 2006;29:521-5.
  7. Wani S, Weskamp C, Marple J, Spry L. Acute tubular necrosis associated with chromium picolinate-containing dietary supplement. Ann Pharmacother 2006;40:563-6.
  8. Wise A. Chromium supplementation and diabetes. JAMA 1978;240:2045-6.
  9. Freund H, Atamian S, Fischer JE. Chromium deficiency during total parenteral nutrition. JAMA 1979;241:496-8.
  10. Saner G, Yuzbasiyan V, Neyzi O, et al. Alterations of chromium metabolism and effect of chromium supplementation in Turner's syndrome patients. Am J Clin Nutr 1983;38:574-8.
  1. Guallar E, Jimenez FJ, van 't Veer P, et al. Low toenail chromium concentration and increased risk of nonfatal myocardial infarction. Am J Epidemiol 2005;162:157-64.
  2. Volpe SL, Huang HW, Larpadisorn K, Lesser II. Effect of chromium supplementation and exercise on body composition, resting metabolic rate and selected biochemical parameters in moderately obese women following an exercise program. J Am Coll Nutr 2001;20:293-306.
  3. Frauchiger MT, Wenk C, Colombani PC. Effects of acute chromium supplementation on postprandial metabolism in healthy young men. J Am Coll Nutr 2004;23:351-7.
  4. Morris BW, Kemp GJ, Hardisty CA. Plasma chromium and chromium excretion in diabetes. Clin Chem 1985;31:334-5.
  5. Cheng HH, Lai MH, Hou WC, Huang CL. Antioxidant effects of chromium supplementation with type 2 diabetes mellitus and euglycemic subjects. J Agric Food Chem 2004;52:1385-9.
  6. Uusitupa MI, Kumpulainen JT, Voutilainen E, et al. Effect of inorganic chromium supplementation on glucose tolerance, insulin response, and serum lipids in noninsulin-dependent diabetics. Am J Clin Nutr 1983;38:404-10.
  7. Uusitupa MI, Mykkanen L, Siitonen O, et al. Chromium supplementation in impaired glucose tolerance of elderly: effects on blood glucose, plasma insulin, C-peptide and lipid levels. Br J Nutr 1992;68:209-16.
  8. Mulyani I, Levina A, Lay PA. Biomimetic oxidation of chromium(III): does the antidiabetic activity of chromium(III) involve carcinogenic chromium(VI)? Angew Chem Int Ed Engl 2004;43:4504-7.
  9. Food and Nutrition Board, Institute of Medicine. Prototype monograph on chromium picolinate. Washington, DC: National Academy Press, 2005. Available at: http://www.iom.edu/CMS/3788/19554.aspx.
  10. Qualified Health Claims: Letter of Enforcement Discretion -Chromium Picolinate and Insulin Resistance (Docket No. 2004Q-0144).CFSAN/Office of Nutritional Products, Labeling, and Dietary Supplements August 25, 2005. Available at: http://www.cfsan.fda.gov/~dms/qhccr.html.
  11. Gunton JE, Cheung NW, Hitchman R, et al. Chromium supplementation does not improve glucose tolerance, insulin sensitivity, or lipid profile: a randomized, placebo-controlled, double-blind trial of supplementation in subjects with impaired glucose tolerance. Diabetes Care 2005;28:712-3.
  12. Stevens T, Qadri A, Zein NN. Two patients with acute liver injury associated with use of the herbal weight-loss supplement hydroxycut. Ann Intern Med 2005;142:477-8.
  13. Albarracin C, Fuqua B, Evans JL, Goldfine ID. Chromium picolinate and biotin combination improves glucose metabolism in treated, uncontrolled overweight to obese patients with type 2 diabetes. Diabetes Metab Res Rev 2008;24:41-51.
  14. Geohas J, Finch M, Juturu V, et al. Improvement in Fasting Blood Glucose with the Combination of Chromium Picolinate and Biotin in Type 2 Diabetes Mellitus. American Diabetes Association 64th Annual Meeting, June 2004, Orlando, Florida, abstract 191-OR.
  15. Pittler MH, Stevinson C, Ernst E. Chromium picolinate for reducing body weight: meta-analysis of randomized trials. Int J Obes Relat Metab Disord 2003;27:522-9.
  16. Rajpathak S, Rimm EB, Li T, et al. Lower toenail chromium in men with diabetes and cardiovascular disease compared with healthy men. Diabetes Care 2004;27:2211-6.
  17. Cefalu WT, Hu FB. Role of chromium in human health and in diabetes. Diabetes Care 2004;27:2741-51.
  18. Mouser JF, Hak EB, Helms RA, et al. Chromium and zinc concentrations in pediatric patients receiving long-term parenteral nutrition. Am J Health Syst Pharm 1999;56:1950-6.
  19. Food Standards Agency. Medicines and Healthcare products Regulatory Agency (MHRA). Expert Group on Vitamins and Minerals. Available at: http://www.foodstandards.gov.uk/multimedia/pdfs/vitmin2003.pdf.
  20. Davidson JR, Abraham K, Connor KM, McLeod MN. Effectiveness of chromium in atypical depression: a placebo-controlled trial. Biol Psychiatry 2003;53:261-4.
  21. Kockler DR, McCarthy MW, Lawson CL. Seizure activity and unresponsiveness after hydroxycut ingestion. Pharmacotherapy 2001;21:647-51.
  22. Lanca S, Alves A, Vieira AI, et al. Chromium-induced toxic hepatitis. Eur J Intern Med 2002;13:518-20.
  23. Attenburrow MJ, Odontiadis J, Murray BJ, et al. Chromium treatment decreases the sensitivity of 5-HT2A receptors. Psychopharmacology (Berl) 2002;159:432-6.
  24. Althius MD, Jordon NE, Ludington EA, Wittes JT. Glucose and insulin responses to dietary chromium supplements: a meta-analysis. Am J Clin Nutr 2002;76:148-55.
  25. Blasiak J, Kowalik J. A comparison of the in vitro genotoxicity of tri- and hexavalent chromium. Mutat Res 2000;469:135-45.
  26. Rabinovitz H, Friedensohn A, Leibovitz A, et al. Effect of chromium supplementation on blood glucose and lipid levels in type 2 diabetes mellitus elderly patients. Int J Vitam Nutr Res 2004;74:178-82.
  27. Rubin MA, Miller JP, Ryan AS, et al. Acute and chronic resistive exercise increase urinary chromium excretion in men as measured with an enriched chromium stable isotope. J Nutr 1998;128:73-78.
  28. Food and Nutrition Board, Institute of Medicine. Dietary Reference Intakes for Vitamin A, Vitamin K, Arsenic, Boron, Chromium, Copper, Iodine, Iron, Manganese, Molybdenum, Nickel, Silicon, Vanadium, and Zinc. Washington, DC: National Academy Press, 2002. Available at: www.nap.edu/books/0309072794/html/.
  29. Minerals for diabetes. Pharmacist's Letter/Prescriber's Letter 2000;16:160212.
  30. Abraham AS, Brooks BA, Eylath U. The effects of chromium supplementation on serum glucose and lipids in patients with and without non-insulin dependent diabetes. Metabolism 1992;41:768-71.
  31. Davies S, Howard JM, Hunnisett A, et al. Age-related decreases in chromium levels in 51,665 hair, sweat, and serum samples from 40,872 patients - implications for the prevention of cardiovascular disease and type II diabetes. Metabolism 1997;46:469-73.
  32. Vincent JB. The biochemistry of chromium. J Nutr 2000;130:715-8.
  33. Kaats GR, Blum K, Pullin D, et al. A randomized, double-masked, placebo-controlled study of the effects of chromium picolinate supplementation on body composition: a replication and extension of a previous study. Curr Ther Res 1998;59:379-88.
  34. Anderson RA, Cheng N, Bryden NA, et al. Elevated intakes of supplemental chromium improve glucose and insulin variables in individuals with type 2 diabetes. Diabetes 1997;46:1786-91.
  35. McCarty MF. Chromium supplementation and iron metabolism [letter]. Am J Clin Nutr 1997;65:890-2.
  36. Campbell WW, Beard JL, Joseph LJ, et al. Chromium picolinate supplementation and resistive training by older men: effects on iron status and hematologic indexes. Am J Clin Nutr 1997;66:944-9.
  37. Kaats GR, Blum K, Fisher JA, Adelman JA. Effects of chromium picolinate supplementation on body composition: a randomized, double-masked, placebo-controlled study. Curr Ther Res 1996;57:747-56.
  38. Stearns DM, Belbruno JJ, Wetterhahn KE. A prediction of chromium (III) accumulation in humans from chromium dietary supplements. FASEB J 1995;9:1650-7.
  39. Hallmark MA, Reynolds TH, DeSouza CA, et al. Effects of chromium and resistive training on muscle strength and body composition. Med Sci Sports Exerc 1996;28:139-44.
  40. Lukaski HC, Bolonchuk WW, Siders WA, Milne DB. Chromium supplementation and resistance training: effects on body composition, strength, and trace element status of men. Am J Clin Nutr 1996;63:954-65.
  41. Trent LK, Thieding-Cancel D. Effects of chromium picolinate on body composition. J Sports Med Phys Fitness 1995;35:273-80.
  42. Anderson RA, Polansky MM, Bryden NA, et al. Effects of supplemental chromium on patients with symptoms of reactive hypoglycemia. Metabolism 1987;36:351-5.
  43. Liu VJ, Abernathy RP. Chromium and insulin in young subjects with normal glucose tolerance. Am J Clin Nutr 1982;35:661-7.
  44. Fowler JF Jr. Systemic contact dermatitis caused by oral chromium picolinate. Cutis 2000;65:116.
  45. Wang ZQ, Zhang XH, Baldor LC, et al. Chromium picolinate enhances insulin sensitivity in an animal model for the metabolic syndrome: the obese, insulin resistant JCR:LA-corpulent rat. Am Diabetes Assn's 60th Sci Sessions & Expo, San Antonio, TX 2000;Jun 9-13: abstract 291.
  46. Roeback JR Jr, Hla KM, Chambless LE, Fletcher RH. Effects of chromium supplementation on serum high-density lipoprotein cholesterol levels in men taking beta-blockers. A randomized, controlled trial. Ann Intern Med 1991;115:917-24.
  47. Ravina A, Slezak L, Mirsky N, et al. Reversal of corticosteroid-induced diabetes mellitus with supplemental chromium. Diabet Med 1999;16:164-7.
  48. Maher TJ. Chromium and other minerals in diabetes mellitus. US Pharm 1999;24:66-76.
  49. McLeod MN, Gaynes BN, Golden RN. Chromium potentiation of antidepressant pharmacotherapy for dysthymic disorder in 5 patients. J Clin Psych 1999;60:237-40.
  50. Anderson RA. Chromium, glucose intolerance and diabetes. J Am Coll Nutr 1998;17:548-55.
  51. Mertz W. Interaction of chromium with insulin: a progress report. Nutr Rev 1998;56:174-7.
  52. Wasser WG, Feldman NS, D'Agati VD. Chronic renal failure after ingestion of over-the-counter chromium picolinate. [letter]. Ann Intern Med 1997;126:410.
  53. Hahn CJ, Evans GW. Absorption of trace metals in the zinc-deficient rat. Am J Physiol 1975;228:1020-3.
  54. Grant KE, Chandler RM, Castle AL, Ivy JL. Chromium and exercise training: effect on obese women. Med Sci Sports Exerc 1997;29:992-8.
  55. Mohamedshah FY, Moser-Veillon PB, Yamini S, et al. Distribution of a stable isotope of chromium (53Cr) in serum, urine, and breast milk in lactating women. Am J Clin Nutr 1998;67:1250-5.
  56. Urberg M, Zemel MB. Evidence for synergism between chromium and nicotinic acid in the control of glucose tolerance in elderly humans. Metabolism 1987;36:896-9.
  57. Fox GN, Sabovic Z. Chromium picolinate supplementation for diabetes mellitus. J Fam Pract 1998;46:83-6.
  58. Lee NA, Reasner CA. Beneficial effect of chromium supplementation on serum triglyceride levels in NIDDM. Diabetes Care 1994;17:1449-52.
  59. Speetjens JK, Collins RA, Vincent JB, Woski SA. The nutritional supplement chromium(III) tris(picolinate) cleaves DNA. Chem Res Toxicol 1999;12:483-7.
  60. Cerulli J, Grabe DW, Gauthier I, et al. Chromium picolinate toxicity. Ann Pharmacother 1998;32:428-31.
Mostrar más referencias
Mostrar menos referencias
Documento revisado - 11/08/2011




Página actualizada 01 julio 2014