Dirección de esta página: //www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000375.htm

Tiroiditis subaguda

Involucra la hinchazón (inflamación) de la glándula tiroides que se presenta generalmente después de una infección de las vías respiratorias altas.

Causas

La tiroiditis subaguda es una enfermedad poco común y se cree que es causada por una infección viral. La afección a menudo ocurre después de una infección viral de las vías respiratorias altas, como paperas y gripe o un resfriado común.

La tiroiditis subaguda se presenta más frecuentemente en mujeres de mediana edad con síntomas recientes (dentro del último mes) de infección viral de las vías respiratorias.

Síntomas

El síntoma más obvio de la tiroiditis subaguda es el dolor en el cuello. Algunas veces, el dolor puede extenderse (irradiarse) a la mandíbula o a los oídos. El agrandamiento doloroso de la glándula tiroidea puede durar semanas o, en raros casos, meses.

Otros síntomas abarcan:

  • Dificultad para deglutir
  • Fatiga
  • Fiebre
  • Ronquera
  • Sensibilidad al ejercer presión suave en la glándula tiroides (palpación)
  • Debilidad

Los síntomas de exceso de hormona tiroidea (hipertiroidismo) pueden abarcar:

  • Diarrea  
  • Pérdida del cabello
  • Intolerancia al calor
  • Periodos menstruales irregulares en las mujeres
  • Cambios en el estado de ánimo  
  • Nerviosismo
  • Palpitaciones
  • Sudoración
  • Temblor
  • Pérdida de peso

Posteriormente, se pueden presentar síntomas de muy poca hormona tiroidea (hipotiroidismo), como:

  • Intolerancia al frío
  • Estreñimiento
  • Fatiga

Normalmente, la función de la glándula tiroides retorna a la normalidad, pero en casos raros el hipotiroidismo puede ser permanente.

Pruebas y exámenes

Los exámenes de laboratorio que se pueden hacer abarcan:

En algunos casos, se puede hacer una biopsia de tiroides.

Tratamiento

El propósito del tratamiento es reducir el dolor y la inflamación y tratar el hipertiroidismo si éste se presenta. Los medicamentos antinflamatorios, como la ácido acetilsalicílico o el ibuprofeno, se emplean para controlar el dolor en los casos leves.

Los casos más serios pueden requerir un tratamiento temporal con esteroides (por ejemplo, prednisona) para controlar la inflamación. Los síntomas de hipertiroidismo se tratan con un tipo de medicamentos denominados betabloqueadores.

Expectativas (pronóstico)

La afección debe mejorar por sí sola, pero la enfermedad puede durar meses. Generalmente, no se presentan complicaciones graves ni prolongadas.

Posibles complicaciones


  • Hipotiroidismo permanente.
  • La tiroiditis subaguda reaparece después del tratamiento.

Cuándo contactar a un profesional medico

Consulte con el médico si:

  • Tiene síntomas de este trastorno.
  • Presenta tiroiditis y los síntomas no mejoran con el tratamiento.

Prevención

Las vacunas que previenen las afecciones virales, como la gripe, pueden ayudar a prevenir la tiroiditis subaguda. Es posible que otras causas no sean prevenibles.

Nombres alternativos

Tiroiditis de DeQuervain; Tiroiditis de células gigantes; Tiroiditis granulomatosa subaguda; Tiroiditis no supurativa subaguda

Referencias

Mandel SJ, Larsen PR, Davies TF. Thyrotoxicosis. In: Melmed S, Polonsky KS, Larsen PR, Kronenberg HM, eds.Williams Textbook of Endocrinology

Lea más

Actualizado 5/10/2014

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.