Dirección de esta página: //www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/001025.htm

Pinguécula

Es un tumor común y benigno de la conjuntiva. Este es el tejido delgado y transparente que cubre la parte blanca del ojo (esclerótica). El tumor aparece en la parte de la conjuntiva que está expuesta cuando el ojo está abierto.

Causas

La causa exacta se desconoce. Posiblemente la exposición prolongada a la luz del sol y la irritación ocular tengan algo que ver. La soldadura es un factor de riesgo ocupacional importante.

Síntomas

Una pinguécula luce como una protuberancia amarillenta y pequeña en la conjuntiva cerca de la córnea. Puede aparecer en cualquier lado de la córnea. Sin embargo, con mayor frecuencia se presenta en el lado de la nariz (nasal). El tumor puede aumentar de tamaño en un período de muchos años.

Pruebas y exámenes

Un examen de los ojos a menudo es suficiente para diagnosticar este trastorno.

Tratamiento

No se requiere tratamiento en la mayoría de los casos. Mantener el ojo humectado con lágrimas artificiales puede ayudar a evitar que el área resulte inflamada. El uso temporal de gotas oculares con esteroides suaves también puede servir. En raras ocasiones, es posible que sea necesario extirpar el tumor en busca de alivio o por razones estéticas.

Expectativas (pronóstico)

Esta afección no es cancerosa (benigna) y el pronóstico es bueno.

Posibles complicaciones

La pinguécula puede crecer sobre la córnea y bloquear la visión. Cuando esto sucede, el tumor se denomina terigión. Estas dos afecciones ocurren bajo condiciones similares. Sin embargo, se cree que son enfermedades separadas.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame a su proveedor de atención médica si la pinguécula cambia de tamaño, forma o color, o si desea que se la extirpen.

Prevención

Las medidas que usted puede tomar para ayudar a prevenir una pinguécula o evitar que el problema empeore incluyen: 

  • Mantener el ojo bien lubricado
  • Usar gafas de sol de buena calidad
  • Evitar los irritantes oculares

Referencias

Sugar A, Shtein RM. Pterygium and conjunctival degenerations In: Yanoff M, Duker JS, eds.Ophthalmology

Zloty P, Belin MW. Pterygium. In: Tasman W, Jaeger EA, eds.Duane's Ophthalmology

Actualizado 11/5/2014

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados