Omita y vaya al Contenido

Tumor óseo

Un tumor óseo es una proliferación anormal de células dentro de un hueso. Este tipo de tumor puede ser canceroso (maligno) o no (benigno).

Causas

La causa de los tumores óseos se desconoce. A menudo se presentan en áreas del hueso que crecen rápido. Las posibles causas abarcan:

  • Anomalías genéticas hereditarias
  • Radiación
  • Lesión 

En la mayoría de los casos, no se encuentra ninguna causa específica.

Los osteocondromas son los tumores óseos no cancerosos (benignos) más comunes y suelen aparecer en las personas entre los 10 y los 20 años de edad.

Los cánceres que comienzan en los huesos se denominan tumores óseos primarios. Los cánceres que comienzan en otra parte del cuerpo (como las mamas, los pulmones o el colon) se denominan tumores secundarios o tumores óseos metastásicos que se comportan de manera muy diferente de los tumores óseos primarios. El mieloma múltiple a menudo afecta o compromete el hueso, pero no se considera un tumor óseo primario.

Los tumores óseos cancerosos (malignos) comprenden:

Los cánceres que se diseminan más comúnmente al hueso son los cánceres de:

  • Mama
  • Riñón
  • Pulmón
  • Próstata
  • Tiroides

Estas formas de cáncer suelen afectar a personas mayores.

El cáncer de hueso es más común en personas con antecedentes familiares de cáncer. 

Síntomas

Entre los síntomas de tumor óseo se pueden incluir:

  • Fractura ósea, en especial a causa de una ligera lesión (trauma)
  • Dolor óseo que puede empeorar en la noche
  • Ocasionalmente se puede sentir una masa e inflamación en el lugar del tumor

Algunos tumores benignos no tienen síntomas.

Pruebas y exámenes

El médico o el personal de enfermería llevarán a cabo un examen físico. Los exámenes que se pueden hacer abarcan:

Esta enfermedad también puede afectar los resultados de los siguientes exámenes:

Tratamiento

Algunos tumores óseos benignos desaparecen espontáneamente y no requieren tratamiento. El médico lo vigilará cuidadosamente. Usted posiblemente necesitará exámenes imagenológicos regulares, como por ejemplo radiografías, para ver si el tumor crece o se encoge.

En algunos casos, se puede necesitar cirugía para extirpar el tumor.

El tratamiento para los tumores óseos cancerosos que se han diseminado a otras partes del cuerpo depende de dónde se inició el cáncer. Se puede emplear radioterapia para prevenir fracturas o para aliviar el dolor.

Los tumores que comienzan en el hueso son escasos. Después de la biopsia, se requiere generalmente una combinación de quimioterapia y una cirugía. Es posible que se necesite la radioterapia antes o después de la cirugía.

Grupos de apoyo

El estrés causado por la enfermedad se puede aliviar uniéndose a un grupo de apoyo para el cáncer. El hecho de compartir con otras personas que tengan experiencias y problemas en común puede ayudarle a no sentirse solo.

Expectativas (pronóstico)

El pronóstico depende del tipo de tumor óseo.

Se espera que el desenlace clínico sea bueno para las personas con tumores no cancerosos (benignos); sin embargo, algunos de estos tumores óseos benignos pueden volverse cancerosos.

La mayoría de los pacientes con tumores óseos cancerosos que no se han diseminado pueden lograr una cura. La tasa de curación depende del tipo de cáncer, localización, tamaño y otros factores. Hable con el médico respecto a su cáncer en particular.

Posibles complicaciones

  • Dolor
  • Disminución del desempeño, dependiendo del tumor
  • Efectos secundarios de la quimioterapia 
  • Diseminación del cáncer a otros tejidos cercanos (metástasis)

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si tiene síntomas de un tumor óseo.

Nombres alternativos

Tumor en los huesos; Cáncer en los huesos; Tumor óseo primario; Tumor óseo secundario

Referencias

Coleman RE, Holen I. Bone metastases. In: Niederhuber JE, Armitage JO, Doroshow JH, et al., eds. Abeloff's Clinical Oncology. 5th ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Churchill Livingstone; 2013:chap 51.

Heck RK Jr. Benighn/aggressive tumors of bone. In: Canale ST, Beaty JH, eds. Campbell's Operative Orthopaedics. Philadelphia, Pa: Elsevier Mosby; 2012:chap 26.

National Comprehensive Cancer Network. NCCN Clinical Practice Guidelines in Oncology (NCCN Guidelines): Bone cancer. Version 1.2014. Available at: http://www.nccn.org/professionals/physician_gls/pdf/bone.pdf. Accessed: March 23, 2014.

Actualizado: 3/23/2014

Versión en inglés revisada por: Yi-Bin Chen, MD, Leukemia/Bone Marrow Transplant Program, Massachusetts General Hospital. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

A.D.A.M Quality Logo

A.D.A.M., Inc. está acreditada por la URAC, también conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditación de la URAC es un comité auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estándares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distinción en servicios de salud en la red. Conozca más sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es también uno de los miembros fundadores de la Junta Ética de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundación de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch).

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2014 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.

A.D.A.M Logo