Dirección de esta página: //www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/esp_presentations/100195.htm

Epidural - Serie

Procedimiento (quinta parte)

Procedimiento (quinta parte)

Resúmenes

Las epidurales son muy efectivas para aliviar el dolor del trabajo de parto, pero tienen ciertas desventajas: Primero, su administración y efecto tardan alrededor de 20 minutos. Las epidurales pueden demorar el trabajo de parto si se administran demasiado temprano y, al estar la paciente insensible de la cintura hacia abajo, se le dificulta pujar para que el bebé salga. A menos que se administre una "epidural ambulante" o un "narcótico raquídeo", la paciente tendrá que permanecer en cama durante todo el trabajo de parto. Las epidurales también pueden causar un descenso de la presión sanguínea, lo cual a su vez vuelve más lento el ritmo cardíaco del bebé. Para evitarlo, se administran líquidos intravenosos y se coloca a la madre de lado para facilitar la circulación de la sangre. Para mayor seguridad, el médico mantiene al bebé bajo estricto control, monitoreando continuamente su presión sanguínea y ritmo cardíaco.

Actualizado 7/23/2012

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados