Omita y vaya al Contenido

Manejo de las cefaleas tensionales en el hogar

Una cefalea tensional es el dolor o malestar en la cabeza, el cuero cabelludo o el cuello. Es un tipo común de dolor de cabeza.  Puede ocurrir a cualquier edad, pero es más común en adultos y adolescentes.

Una cefalea tensional se produce cuando los músculos del cuello y del cuero cabelludo resultan tensos o se contraen. Las contracciones musculares pueden ser una respuesta al estrés, la depresión, un traumatismo craneal o la ansiedad.

Cuando tenga una cefalea tensional

Las duchas o baños fríos o calientes pueden aliviar un dolor de cabeza para algunas personas. Usted posiblemente también quiera descansar en una habitación tranquila con un paño frío sobre la cabeza.

Si los dolores de cabeza se deben al estrés o la ansiedad, tal vez necesite aprender formas de relajarse.

Los analgésicos de venta libre, como ácido acetilsalicílico (aspirin), ibuprofeno o paracetamol pueden aliviar el dolor. Si va a participar en una actividad que se sabe que desencadenará un dolor de cabeza, tomar un analgésico previamente le puede ayudar.

Siga las instrucciones del médico acerca de la forma de tomar los medicamentos. Los dolores de cabeza de rebote son dolores de cabeza que continúan reapareciendo. Pueden presentarse a raíz del uso excesivo de analgésicos. Si usted toma analgésicos más de 3 días a la semana de manera regular, puede presentar este tipo de dolores de cabeza.

Tenga en cuenta que el ibuprofeno y el ácido acetilsalicílico pueden irritar el estómago. Si toma paracetamol, no tome más de un total de 3,000 mg al día para evitar daño al hígado.

Prevenir las cefaleas tensionales

Conocer los factores desencadenantes del dolor de cabeza puede ayudarle a evitar situaciones que los provoquen. Puede ayudar el hecho de llevar un diario de los dolores de cabeza. Cuando le dé un dolor de cabeza, anote lo siguiente:

  • El día y la hora que empezó el dolor.
  • Lo que comió y bebió en las últimas 24 horas.
  • Cuánto durmió.
  • Qué estaba haciendo y dónde estaba inmediatamente antes de que el dolor comenzara.
  • Cuánto tiempo duró el dolor de cabeza y qué lo alivió.

Revise su diario con su médico para identificar factores desencadenantes o un patrón para los dolores de cabeza. Esto puede ayudarle a usted y a su médico a crear un plan de tratamiento. Conocer los desencadenantes puede ayudarle a evitarlos.

Los cambios de estilo de vida que pueden ayudar abarcan:

  • Utilizar una almohada diferente o cambiar las posiciones al dormir.
  • Adoptar una buena postura al leer, trabajar o realizar otras actividades.
  • Ejercitar y estirar la espalda, el  cuello y los hombros con frecuencia al escribir, trabajar en computadoras o hacer otro trabajo similar.
  • Hacer ejercicio más vigoroso. Este es el ejercicio que hace que su corazón palpite rápidamente. (Consulte con el médico acerca de qué tipo de ejercicio es el mejor para usted).
  • Hacerse revisar los ojos. Si tiene gafas, úselas.
  • Aprender y practicar el manejo del estrés. Algunas personas descubren que los ejercicios de relajación o meditación les sirven.

Si le recetan medicamentos para prevenir los dolores de cabeza o ayudar con el estrés, siga las instrucciones al pie de la letra sobre la forma de tomarlos. Coméntele al médico respecto a cualquier tipo de efectos secundarios.

Cuándo llamar al médico

Llame al número local de emergencias (911 en los Estados Unidos) si:

  • Está experimentando "el peor dolor de cabeza de la vida".
  • Presenta problemas del habla, la visión, el movimiento o pérdida del equilibrio, especialmente si no ha tenido estos síntomas con un dolor de cabeza antes.
  • El dolor de cabeza comienza de manera repentina.

Programe una cita o llame al médico si:

  • El patrón del dolor de cabeza o el dolor cambian.
  • Los tratamientos que alguna vez funcionaron ya no sirven.
  • Presenta efectos secundarios de los medicamentos.
  • Está embarazada o podría quedar embarazada, dado que algunos medicamentos no deben tomarse en este estado.
  • Necesita tomar analgésicos más de tres días a la semana.
  • Los dolores de cabeza son más intensos al estar acostado.

References

Freitag F. Managing and treating tension-type headache. Med Clin N Am. 2013;97:281-292

Garza I, Swanson JW, Cheshire WP Jr, et al. Headache and other craniofacial pain. In: Daroff RB, Fenichel GM, Jankovic J, Mazziotta JC, eds. Bradley's Neurology in Clinical Practice. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2012:chap 69.

Actualizado: 10/29/2013

Versión en inglés revisada por: Joseph V. Campellone, M.D., Department of Neurology, Cooper University Hospital, Camden, NJ. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de MedlinePlus

Imágenes

A.D.A.M Quality Logo

A.D.A.M., Inc. está acreditada por la URAC, también conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditación de la URAC es un comité auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estándares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distinción en servicios de salud en la red. Conozca más sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es también uno de los miembros fundadores de la Junta Ética de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundación de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch).

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2014 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.

A.D.A.M Logo