Saltar navegación | Skip Naviation Bar
NIH MedlinePlus Salud

¿Qué provoca el asma?

Pathology of Asthma

Haz clic para agrandar la imagen
Patologia del asma

Click image to enlarge
Pathology of Asthma.

La causa del asma se desconoce. Hay algunos factores genéticos y ambientales que pueden interactuar y causar asma, con más frecuencia en los primeros años de vida, por ejemplo:

  • Una tendencia heredada de desarrollar alergias
  • Padres con asma
  • Exposición en el entorno: a alérgenos, humo del tabaco o infecciones respiratorias virales, durante el embarazo, la infancia o los primeros años de la niñez.

Los investigadores siguen explorando cuáles son las causas del asma.

Desencadenantes

Son muchas las cosas que pueden desencadenar o empeorar los síntomas. Los desencadenantes pueden incluir:

  • Alergia a los ácaros, al pelo de los animales, a los hongos y polen de los árboles, gramíneas y flores
  • Humo del cigarrillo, la contaminación del aire, los productos químicos o el polvo en los lugares de trabajo y los aerosoles (como los del cabello)
  • Aspirina u otros medicamentos antiinflamatorios no esteroides y algunos medicamentos para la presión arterial llamados bloqueadores beta
  • Sulfitos en los alimentos y bebidas
  • Resfriados y otras infecciones virales de las vías respiratorias superiores
  • Actividad física

El asma puede ser difícil de manejar, debido a que incluye rinitis, infecciones de los senos paranasales, reflujo, estrés psicológico y apnea del sueño.

Todos estos aspectos deben incluirse en un plan de cuidados integrales para el asma. El asma es diferente en cada persona. Es posible que algunos de los desencadenantes antes mencionados no le afecten a usted. O es posible que tenga otros que no figuran en esta lista. Hable con su médico respecto de qué cosas cree que empeoran su asma y cómo puede reducir su exposición a ellas.

El asma y los hispanos

  • En 2010, los 3,600,000 hispanos informaron tener asma.
  • Los estadounidenses portorriqueños tienen un índice 2.6 veces superior de asma que el resto de la población hispana.
  • Los hispanos tienen un 30 por ciento más de probabilidades de visitar un hospital por causa del asma que las personas blancas que no son de ascendencia hispana.
  • Los niños de Puerto Rico tienen una probabilidad 2.4 veces mayor de tener asma que las personas blancas que no son hispanas.
  • Los niños hispanos tienen una probabilidad de un 40 por ciento más de tener asma que las personas blancas que no son hispanas.

—Fuente: Oficina de Salud de las Minorías del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU.

What Causes Asthma?

Asthma's cause is unknown. Some genetic and environmental factors may interact to cause asthma, most often early in life, including:

  • An inherited tendency to develop allergies
  • Parents with asthma
  • Environmental exposures—to allergens, tobacco smoke, or respiratory viral infections—during pregnancy, infancy, or early childhood

Researchers continue to explore what causes asthma.

Triggers

Many things can set off or worsen symptoms. Triggers may include:

  • Allergens from dust mites, animal fur, cockroaches, mold, and pollen from trees, grasses, and flowers
  • Cigarette smoke, air pollution, chemicals or dust in the workplace, and sprays (such as hairspray)
  • Aspirin or other nonsteroidal anti-inflammatory drugs and some blood pressure medicines called beta blockers
  • Sulfites in foods and drinks
  • Colds and other viral upper respiratory infections
  • Physical activity, including exercise

Asthma and Hispanics

  • In 2010, 3,600,000 Hispanics reported having asthma.
  • Puerto Rican Americans have 2.6 times the asthma rate as compared to the overall Hispanic population.
  • Hispanics are 30 percent more likely to visit the hospital for asthma, as compared to non-Hispanic Whites.
  • Puerto Rican children are 2.4 times more likely to have asthma, as compared to non-Hispanic Whites.
  • Hispanic children are 40 percent more likely to die from asthma, as compared to non-Hispanic Whites.

—Source: The Office of Minority Health, U.S. Department of Health and Human Services

Winter/Invierno 2012 Vol. 3 No. 1 Pag. 22-23