Omita y vaya al Contenido

¿La tecnología está creando un mundo de personas sedentarias enfermizas?

Un estudio halló que las personas de los países emergentes con televisiones, computadoras y coches eran más propensas a ser obesas y a tener diabetes
(*estas noticias no estarán disponibles después del 05/11/2014)

Robert Preidt
Traducido del inglés: lunes, 10 de febrero, 2014

Temas relacionados en MedlinePlus

LUNES, 10 de febrero de 2014 (HealthDay News) -- La cantidad en aumento de personas de los países desarrollados que disponen de televisión, computadora y coche podría explicar las tasas en aumento de obesidad y de diabetes tipo 2 en esos países, según sugiere un nuevo estudio.

Los investigadores analizaron los datos de más de 150,000 adultos en casi 110,000 hogares de 17 países donde las personas tenían ingresos altos, medios y bajos.

Los países con altos ingresos fueron Canadá, Suecia y Emiratos Árabes Unidos; los países con ingresos medios-altos incluyeron a Argentina, Brasil, Chile, Malasia, Polonia, Suráfrica y Turquía; los países con ingresos medios-bajos fueron China, Colombia e Irán, y los países con bajos ingresos incluyeron a Bangladesh, India, Paquistán y Zimbabue.

El 78 por ciento de los hogares tenían al menos una televisión, el 34 por ciento tenían una computadora y el 32 por ciento tenían un coche, según el estudio, que fue publicado el 10 de febrero en la revista Canadian Medical Association Journal.

En los países de bajos ingresos, las personas de hogares con los tres productos hacían un 31 por ciento menos de actividad física y pasaban un 21 por ciento más de tiempo sentados que las que no tenían ninguno de los tres. También tenían unas cinturas más anchas.

En los países con altos ingresos, no había ningún vínculo entre poseer estos artículos y las tasas de obesidad y de diabetes. Sin embargo, esa asociación era fuerte en los países de bajos ingresos, donde la tasa de obesidad era un 14.5 por ciento en los hogares en los que se poseían los tres artículos, y un 3.4 por ciento en los hogares en los que no había ninguno. La tasa de diabetes fue del 11.7 por ciento en los hogares con los tres productos y del 4.7 por ciento en los que no había ninguno.

"Aunque hallamos una asociación positiva significativa entre poseer productos del hogar y la obesidad y la diabetes en los países de bajos ingresos, no pudimos detectar una relación en los [países] de ingresos altos", comentó el autor del estudio, el Dr. Scott Lear, de la Universidad Simon Fraser de Vancouver, Columbia Británica, en un comunicado de prensa de la revista.

Es probable que los impactos negativos en la salud de estos tres productos de consumo ya se hayan producido en los países más ricos, y esto se refleja en las tasas que ya son altas de obesidad y de diabetes tipo 2, indicó Lear.

Aunque el estudio vinculó el poseer televisiones, computadoras y coches con unas tasas más altas de obesidad y de diabetes, no estableció una relación de causalidad.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTE: Canadian Medical Association Journal, news release, Feb. 10, 2014

HealthDay
Más noticias de salud en:
Diabetes tipo 2
Obesidad
Salud en el mundo
Últimas noticias de salud
Página actualizada 11 febrero 2014