Omita y vaya al Contenido

Los complementos de vitamina D podrían no ayudar a aliviar el asma

Un estudio sí sugirió que el nutriente podría ayudar a reducir la dependencia de los pacientes de los esteroides inhalados
(*estas noticias no estarán disponibles después del 08/17/2014)

Robert Preidt
Traducido del inglés: lunes, 19 de mayo, 2014
Imagen de noticias HealthDay

Temas relacionados en MedlinePlus

DOMINGO, 18 de mayo de 2014 (HealthDay News) -- Los complementos de vitamina D hacen poco por ayudar a controlar el asma, halló un nuevo estudio, aunque podrían ayudar a reducir el nivel de medicamentos que algunos pacientes necesitan.

"Los estudios anteriores han sugerido que si se tiene asma y unos niveles bajos de vitamina D en la sangre, se tiene una peor función pulmonar, más ataques de asma y más visitas a la sala de emergencias que los pacientes de asma con unos niveles más altos de vitamina D", explicó en un comunicado de prensa de la Universidad de Washington en Dr. Mario Castro, profesor de medicina pulmonar y de atención crítica de la Facultad de Medicina de la Universidad, en St. Louis.

Así que su equipo decidió llevar a cabo "el primer ensayo aleatorio controlado para investigar si tomar complementos de vitamina D puede mejorar el control del asma", señaló.

El estudio incluyó a más de 400 pacientes adultos de asma en nueve importantes centros médicos de EE. UU. Todos tenían asma de leve a moderado, y unos niveles de vitamina D en sangre que se consideraban deficientes.

Los pacientes se dividieron en dos grupos: Un grupo tomó una dosis inicial de 100,000 unidades internacionales (UI) de vitamina D3, seguidos por dosis diarias de 4,000 UI, y el segundo grupo tomó un placebo.

Los dos grupos no mostraron diferencias en ninguna de las medidas importantes de control del asma, como el número de ataques de asma, la necesidad de atención de emergencia o el número de fallos del tratamiento que resultaron en tener que tomar más medicamento, halló el estudio. Los pacientes que tomaban vitamina D tampoco reportaron una mejor calidad de vida.

Los investigadores sí hallaron que los pacientes que tomaban vitamina D tenían más éxito al reducir sus dosis diarias de esteroides inhalados. Para el final del estudio de 28 semanas, las dosis diarias promedio eran de 111 microgramos para los del grupo de la vitamina D, frente a 126 microgramos para los del grupo del placebo.

"La diferencia fue pequeña, de 15 microgramos de esteroides al día, pero estadísticamente significativa", aseguró Castro. "A largo plazo, incluso esa pequeña cantidad podría tener un impacto importante en la reducción de los efectos secundarios de los esteroides inhalados. Aunque los esteroides inhalados funcionan muy bien para controlar el asma, a algunos pacientes no les gustan porque provocan un aumento de peso y un mayor riesgo de diabetes e hipertensión. Cualquier cosa que podamos hacer para reducir la cantidad que necesitan es realmente importante".

El estudio fue publicado en línea el 18 de mayo en la revista Journal of the American Medical Association y también se presentó el mismo día en la reunión anual de la Sociedad Torácica Americana (American Thoracic Society), en San Diego.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTE: Washington University School of Medicine, May 18, 2014

HealthDay
Más noticias de salud en:
Asma
Vitamina D
Últimas noticias de salud
Página actualizada 20 mayo 2014