Omita y vaya al Contenido

Las personas blancas reportan menos dolor de pecho, pero las negras no

Un estudio sugiere que los negros podrían necesitar un mayor número de intervenciones para la presión arterial, la diabetes y fumar
(*estas noticias no estarán disponibles después del 08/19/2014)

Robert Preidt
Traducido del inglés: miércoles, 21 de mayo, 2014
Imagen de noticias HealthDay

Temas relacionados en MedlinePlus

MARTES, 20 de mayo de 2014 (HealthDay News) -- Los estadounidenses mayores y los blancos reportaron menos dolor o malestar en el pecho (angina) en los últimos 20 años, pero no se produjo la misma reducción en los negros, según un estudio reciente.

La angina es a menudo el primer signo de un problema cardiaco o de una enfermedad cardiaca coronaria, indicaron los investigadores. Se produce cuando el corazón no consigue suficiente sangre rica en oxígeno.

"Las personas a menudo no saben que tienen una enfermedad cardiaca hasta que es demasiado tarde", comentó en un comunicado de prensa la autora del estudio, Julie Will, epidemióloga de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. "La angina sirve como advertencia tanto para el paciente como para el médico de que una persona pueda tener una enfermedad cardiaca subyacente".

El análisis que realizaron de los datos nacionales desde 1988 hasta 2012 reveló que las tasas de los blancos de a partir de 40 años de edad que reportaron angina se redujo en casi un tercio entre 2001 y 2012, y se redujo a casi la mitad entre 1988 y 2012.

No hubo ningún cambio en la tasa de los negros, según el estudio publicado en línea el 20 de mayo en la revista Circulation: Cardiovascular Quality and Outcomes.

Los hallazgos sugieren que quizá se necesite un esfuerzo mayor para controlar la hipertensión, la diabetes y el tabaquismo entre los negros, afirmó Will.

No hubo suficientes datos sobre los hispanos y otros grupos minoritarios que revelaran si había tendencias parecidas con respecto al dolor de pecho en esos grupos.

Las tasas para las mujeres de 65 años de edad y mayores que reportaron angina se redujo en casi la mitad en un poco más de una década, y en casi un 60 por ciento durante casi 25 años de seguimiento. Las tasas de los hombres de 65 años o mayores se redujeron en más de un 40 por ciento desde finales de los 80 hasta 2012.

Los hallazgos de este estudio están en sintonía con investigaciones previas que hallaron que se habían producido menos hospitalizaciones y visitas al departamento de emergencias por dolores de pecho entre 1995 y 2010. Sin embargo, no está claro si la reducción en las personas mayores y los blancos se debe a una mejor salud cardiaca o si las personas no están informando del problema a sus médicos tan a menudo.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTE: American Heart Association, news release, May 20, 2014

HealthDay
Más noticias de salud en:
Salud de los afroamericanos
Últimas noticias de salud
Página actualizada 22 mayo 2014