Omita y vaya al Contenido

La enfermedad mental se vincula con una menor esperanza de vida

Una mala salud mental puede afectar a la longevidad tanto como o más que fumar de forma empedernida, advierten unos investigadores
(*estas noticias no estarán disponibles después del 08/21/2014)

Robert Preidt
Traducido del inglés: viernes, 23 de mayo, 2014
Imagen de noticias HealthDay

Tema relacionado en MedlinePlus

VIERNES, 23 de mayo de 2014 (HealthDay News) -- Las enfermedades mentales graves pueden reducir la vida de una persona entre siete y 24 años, algo similar a o peor que el impacto de fumar empedernidamente, informan unos investigadores.

"Hallamos que muchos diagnósticos de salud mental se asocian con un descenso en la esperanza de vida tan grande como el asociado con fumar 20 cigarrillos o más al día", comentó en un comunicado de prensa de la Universidad de Oxford el Dr. Seena Fazel, del departamento de psiquiatría de la universidad, en Reino Unido.

"Probablemente esto tenga muchos motivos. Las conductas de alto riesgo son comunes en los pacientes psiquiátricos, sobre todo el abuso de las drogas y del alcohol, y es más probable que se suiciden", anotó Fazel. "El estigma que rodea a la salud mental podría significar que a las personas no se les trate tan bien como cuando acuden al médico por problemas de la salud física".

El equipo de Fazel examinó 20 estudios que observaron el vínculo entre la enfermedad mental y las tasas de mortalidad. Los estudios incluyeron a más de 1.7 millones de personas, y 250,000 muertes.

Los investigadores hallaron que los trastornos mentales importantes pueden reducir las vidas de las personas en gran medida. Por ejemplo, la esperanza promedio de vida fue de 10 a 20 años menor de lo normal en las personas con esquizofrenia, de 9 a 20 años menor para las personas con trastorno bipolar, de 7 a 11 años menor para las que tenían depresión recurrente, y de 9 a 24 años menor para las personas con abuso de las drogas y el alcohol.

En comparación, fumar de manera empedernida reduce la vida en un promedio de 8 a 10 años, anotaron los autores del estudio.

Aunque este estudio halló una asociación entre la enfermedad mental y un mayor riesgo de muerte prematura, no probó que la enfermedad mental provoque una muerte temprana.

Aunque la enfermedad mental parece aumentar grandemente el riesgo de muerte prematura, no es una prioridad importante de salud pública, anotaron los investigadores. Uno de los motivos es la tendencia a separar la salud mental y la física.

"Muchas de las causas de los problemas de salud mental también tienen consecuencias físicas, y la enfermedad mental empeora el pronóstico de una variedad de enfermedades físicas, sobre todo las enfermedades cardiacas, la diabetes y el cáncer. Desafortunadamente, las personas con enfermedades mentales graves quizás no accedan a la atención de salud de forma efectiva", lamentó Fazel en el comunicado de prensa.

Fazel y sus colaboradores dijeron que sus hallazgos deben animar a los gobiernos y a las autoridades de salud a dar una prioridad mucho más alta a la salud mental.

Los hallazgos del estudio se publicaron en línea el 23 de mayo en la revista World Psychiatry.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTE: University of Oxford, news release, May 22, 2014

HealthDay
Más noticias de salud en:
Enfermedades mentales
Últimas noticias de salud
Página actualizada 27 mayo 2014