Dirección de esta página: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/abscess.html

Abscesos

En esta página

Para ver, jugar y aprender

  • Información no disponible

Investigaciones

  • Información no disponible

Recursos

  • Información no disponible

Para usted

Introducción

Un absceso es una cavidad donde se acumula pus. Se puede tener abscesos en casi cualquier parte del cuerpo. Cuando un área se infecta, el sistema inmunológico intenta combatir la infección. Los glóbulos blancos se dirigen hacia el área infectada, se acumulan dentro del tejido lesionado y causan inflamación. Durante este proceso se forma el pus. El pus es una mezcla de células sanguíneas blancas, gérmenes y tejido muerto.

Las bacterias, los virus, los parásitos y objetos ingeridos pueden causar la formación de abscesos. Los abscesos en la piel son fáciles de detectar porque son zonas enrojecidas, hinchadas y dolorosas. Los que se encuentran dentro del cuerpo pueden quizá no ser obvios y pueden lesionar órganos, incluso el cerebro, los pulmones y otros. Los tratamientos incluyen drenarlos y tomar antibióticos.

Comience aquí

Diagnósticos/Síntomas

Tratamientos y terapias alternativas

Asuntos relacionados

Condiciones específicas

Adolescentes

Mujeres