Dirección de esta página: //www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/001253.htm

Pericondritis

Es una infección de la piel y del tejido que rodea el cartílago de la oreja.

Causas

El cartílago es el tejido grueso que crea el contorno de la nariz y la oreja. Todo cartílago tiene una capa de tejido delgado alrededor denominada pericondrio. Esta cubierta ayuda a suministrar nutrientes al cartílago.

La bacteria que más comúnmente causa la infección de pericondritis es la Pseudomonas aeruginosa.

La pericondritis generalmente es ocasionada por lesión del oído debido a:

  • Una cirugía en el oído
  • Perforación del oído (especialmente perforación del cartílago)
  • Deportes de contacto

En la actualidad, la perforación del oído a través del cartílago es el factor de riesgo más importante. Una cirugía, quemadura y acupuntura también incrementan el riesgo de infección.

La pericondritis puede ocasionar un daño grave a la estructura del oído si se convierte en condritis, una infección del cartílago en sí.

Síntomas

El síntoma más común de esta infección es el dolor y enrojecimiento del oído. Inicialmente, la infección tiene aspecto de una infección de la piel, pero progresa rápidamente y compromete el pericondrio.

El enrojecimiento generalmente rodea una zona de lesión, como una cortadura o una raspadura. También es posible que se presente fiebre y, en casos más graves, supuración de la herida.

Pruebas y exámenes

El diagnóstico de la pericondritis se hace con base en la historia clínica de la persona y examinando el oído. Si existen antecedentes de traumatismo en el oído y éste presenta enrojecimiento y mucha sensibilidad, entonces se diagnostica la pericondritis. Igualmente, puede haber un cambio en la forma normal del oído. El oído puede lucir hinchado.

Tratamiento

El tratamiento consiste en la administración de antibióticos, ya sea en forma oral o directamente en el torrente sanguíneo a través de una vía intravenosa. Si hay acumulación de pus, entonces puede ser necesario realizar una cirugía para drenarlo y para extirpar cualquier tipo de piel o de cartílago que haya muerto.

Expectativas (pronóstico)

El diagnóstico depende de la prontitud con la cual se diagnostique y se trate la infección. Si se toman antibióticos desde un comienzo, se espera la recuperación completa. Si la infección involucra al cartílago del oído, será necesario un tratamiento más profundo.

Posibles complicaciones

Si la infección se disemina al cartílago del oído, parte del oído puede morir y será necesario extraerlo quirúrgicamente. Si esto sucede, puede ser necesario recurrir a la cirugía plástica para devolver la forma normal a la oreja.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si sufre algún traumatismo en el oído (un rasguño, un golpe o una perforación) y desarrolla luego dolor y enrojecimiento en la parte rígida de la oreja. Es posible que sea necesario tomar antibióticos.

Prevención

La mejor manera de prevenir esta infección es evitar perforar el oído a través del cartílago (no del lóbulo de la oreja). La popularidad de la perforación del cartílago ha llevado a un aumento importante de la cantidad de casos de pericondritis y de condritis.

Referencias

Guss J, Ruckenstein MJ. Infections of the external ear. In: Cummings CW, Flint PW, Haughey BH, et al, eds.Otolaryngology: Head & Neck Surgery.

Actualizado 12/7/2014

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.