Omita y vaya al Contenido

Carbunco

Es una enfermedad infecciosa debido a un tipo de bacterias llamadas Bacillus anthracis. La infección en los humanos compromete con mayor frecuencia la piel, el tracto gastrointestinal o los pulmones.

Causas

El carbunco afecta comúnmente a los animales ungulados, como las ovejas, el ganado y las cabras, pero los humanos que entren en contacto con animales infectados también pueden contraer esta enfermedad. En el pasado, las personas que estaban en mayor riesgo de contraer la enfermedad abarcaban los granjeros, los veterinarios, los curtidores y los cardadores de lana.

Hay tres rutas principales de la infección con carbunco:

El carbunco cutáneo ocurre cuando las esporas de éste hacen contacto con una cortadura o una raspadura en la piel.

  • Es el tipo más común de infección por carbunco.
  • El riesgo principal es el contacto con pieles o pelos, productos óseos y lana, o con animales infectados. Las personas que están en mayor riesgo de contraer el carbunco cutáneo abarcan los granjeros, los veterinarios, los curtidores y los cardadores de lana.

El carbunco por inhalación se presenta cuando las esporas del carbunco penetran en los pulmones a través del tracto respiratorio. Se contrae con mayor frecuencia cuando los trabajadores inhalan esporas del carbunco transmitidas a través del aire durante procesos como el curtido de pieles y el procesamiento de la lana.

Inhalar las esporas significa que una persona ha estado expuesta al carbunco, pero no significa que tendrá los síntomas.

  • Las esporas de las bacterias tienen que "germinar" o retoñar (de la misma manera como una semilla podría retoñar antes de que una planta crezca) antes de que la enfermedad real ocurra. El proceso por lo regular tarda de 1 a 6 días. Cuarenta y tres días es el período de incubación más largo que se conoce.
  • Una vez que las esporas germinan, liberan varias sustancias tóxicas, las cuales causan sangrado interno, hinchazón y necrosis.

El carbunco gastrointestinal ocurre cuando alguien ingiere carne contaminada con carbunco.

El carbunco puede ser utilizado como arma biológica o para bioterrorismo. En el 2001, el carbunco enviado a través del Servicio Postal de los Estados Unidos infectó a 22 personas y a 7 sobrevivientes se les confirmó la enfermedad del carbunco cutáneo.

Síntomas

Los síntomas del carbunco difieren dependiendo del tipo de la enfermedad.

Los síntomas de carbunco cutáneo comienzan de 1 a 7 días después de la exposición:

  • Se desarrolla una úlcera con picazón similar a la picadura de un insecto. Esta úlcera puede ampollarse o formar una úlcera (llaga) negra.
  • La úlcera generalmente es indolora, pero a menudo está rodeada de hinchazón.
  • Con frecuencia se forma una costra, la cual luego se seca y se desprende al cabo de dos semanas. La cicatrización completa puede tardar más tiempo.

Síntomas del carbunco por inhalación:

  • Comienza con fiebre, malestar, dolor de cabeza, tos, insuficiencia respiratoria y dolor torácico.
  • Se puede presentar shock y fiebre posteriormente.

Los síntomas del carbunco gastrointestinal generalmente se desarrollan al cabo de una semana y pueden abarcar:

  • Dolor abdominal
  • Diarrea con sangre
  • Diarrea
  • Fiebre
  • Úlceras bucales
  • Náuseas y vómitos (el vómito puede contener sangre)

Pruebas y exámenes

Los exámenes para diagnosticar el carbunco dependen del tipo de enfermedad de la cual se tiene sospecha.

Un cultivo de piel y tal vez una biopsia se hacen en las úlceras cutáneas. La muestra se examina bajo un microscopio para identificar el germen del carbunco.

Los exámenes pueden abarcar:

Las muestras de líquido o tejido se pueden enviar a un laboratorio especial para realizar más pruebas, entre ellas, PCR, inmunofluorescencia e inmunohistoquímica.

Tratamiento

La mayoría de las personas con carbunco se tratan con antibióticos. Algunos antibióticos son efectivos, como la penicilina, la doxiciclina y la ciprofloxacina.

Cuando se trata el carbunco por inhalación, se debe usar una combinación de antibióticos. Los médicos a menudo comienzan el tratamiento con ciprofloxacina más otro fármaco, administrado por vía intravenosa. La duración del tratamiento es de alrededor de 60 días para personas que han estado expuestas al carbunco, ya que ése es el tiempo que pueden tardar las esporas en germinar.

El carbunco cutáneo se trata con antibióticos orales, por lo regular durante 7 a 10 días. Generalmente se utilizan doxiciclina y la ciprofloxacina.

Pronóstico

El carbunco cutáneo probablemente mejore cuando se trate con antibióticos. Sin embargo, hasta el 20% de las personas que no reciben tratamiento puede morir si el carbunco se propaga a la sangre.

Las personas con carbunco por inhalación en su segunda etapa tienen un pronóstico desalentador, incluso con terapia de antibióticos, y hasta el 90% de los casos en esta etapa son mortales.

La infección por carbunco gastrointestinal se puede propagar al torrente sanguíneo y puede ocasionar la muerte.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si ha estado expuesto al carbunco o si desarrolla síntomas de cualquier tipo de carbunco.

Prevención

Existen dos formas principales para prevenir el carbunco:

Para las personas que han estado expuestas al carbunco, pero que no tienen síntomas de la enfermedad, los médicos les pueden recetar antibióticos preventivos, tales como ciprofloxacina, penicilina o doxiciclina, dependiendo de la cepa del carbunco.

Hay disponibilidad de una vacuna contra el carbunco para el personal militar y algunos miembros del público general. Se administra en una serie de cinco dosis durante 18 meses.

No hay una forma conocida de diseminar el carbunco cutáneo de una persona a otra. Las personas que vivan con alguien que tenga carbunco cutáneo no necesitan antibióticos, a menos que también hayan estado expuestas a la misma fuente de carbunco.

Nombres alternativos

Enfermedad de los cardadores de lana; Enfermedad de los traperos; Carbunco cutáneo; Carbunco gastrointestinal

Referencias

Lucey DR, Anthrax. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman’s Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Saunders; 2011:chap 302.

Martin GJ, Friedlander Am. Bacillus anthracis (anthrax). In: Mandell GL, Bennett JE, Dolin R, eds. Mandell, Douglas, and Bennett’s Principles and Practice of Infectious Diseases. 7th ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Churchill-Livingstone; 2009:chap.208.

Actualizado: 5/19/2013

Versión en inglés revisada por: Jatin M. Vyas, MD, PhD, Assistant Professor in Medicine, Harvard Medical School; Assistant in Medicine, Division of Infectious Disease, Department of Medicine, Massachusetts General Hospital. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

A.D.A.M Quality Logo

A.D.A.M., Inc. está acreditada por la URAC, también conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditación de la URAC es un comité auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estándares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distinción en servicios de salud en la red. Conozca más sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es también uno de los miembros fundadores de la Junta Ética de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundación de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch).

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2014 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.

A.D.A.M Logo