Dirección de esta página: https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/copingwithdisasters.html

Enfrentarse con desastres

Introducción

Sin importar qué tan bien se prepare, usted puede sentirse aturdido o sin sensibilidad después de sobrevivir a un desastre. También puede sentirse triste, impotente o ansioso. A pesar de la tragedia, usted simplemente puede sentirse feliz de estar vivo.

No es inusual tener malos recuerdos o pesadillas. Usted puede querer evitar lugares o personas que le recuerden el desastre. Es posible que tenga problemas para dormir, comer o prestar atención. Muchas personas tienen mal genio y se enojan en forma fácil. Estas son todas reacciones normales al estrés.

A veces el estrés puede ser muy difícil de controlar. Algunas personas tienen problemas a largo plazo después de un desastre, incluyendo:

Si sus reacciones emocionales están dificultando sus relaciones, el trabajo u otras actividades importantes, hable con un consejero o con su médico. Existen tratamientos disponibles.

Centros para el Control y Prevención de Enfermedades

Recursos

Interactivos y videos