Omita y vaya al Contenido

Chancroide

Es una infección bacteriana que se disemina por contacto sexual.

Causas

El chancroide es causado por una bacteria llamada Haemophilus ducreyi.

La infección se encuentra en muchas partes del mundo, como África y el sudeste asiático. En los Estados Unidos, cada año, a muy pocas personas se les diagnostica esta infección. La mayoría de las personas en este país que reciben este diagnóstico han viajado por fuera del país a áreas donde la infección es más común.

Síntomas

Al cabo de 1 día a 2 semanas después de contraer el chancroide, a la persona se le formará una protuberancia pequeña en los genitales, la cual se convierte en una úlcera al día siguiente de su aparición. La úlcera:

  • Varía de tamaño desde los tres milímetros (1/8 de pulgada) hasta los cinco centímetros (2 pulgadas) de ancho.
  • Es dolorosa.
  • Es suave.
  • Tiene bordes definidos de forma muy nítida.
  • Tiene una base recubierta de un material gris o amarillo grisáceo.
  • Tiene una base que sangra fácilmente si se lesiona o rasca.

Aproximadamente la mitad de los hombres afectados presenta una sola úlcera, mientras que las mujeres afectadas presentan con frecuencia cuatro o más úlceras, las cuales aparecen en partes específicas.

Los lugares comunes en los hombres son:

  • Prepucio
  • Surco detrás de la cabeza del pene
  • Cuerpo del pene
  • Cabeza del pene
  • Abertura del pene
  • Escroto

En las mujeres, la ubicación más común de las úlceras es en los labios externos de la vagina (labios mayores). Pueden presentarse las "úlceras besadoras", que son úlceras que aparecen en superficies opuestas de los labios genitales.

Otras áreas, como los labios internos de la vagina (labios menores), el área entre los genitales y el ano (área perianal) y la parte interna de los muslos también pueden resultar comprometidas. Los síntomas más comunes en las mujeres son micción y relación sexual dolorosas.

La úlcera puede lucir como la úlcera de la sífilis primaria (chancro).

Aproximadamente la mitad de las personas infectadas con chancroides presenta inflamación de los ganglios linfáticos inguinales, que se localizan en el pliegue entre las piernas y la parte inferior del abdomen.

En la mitad de las personas que tienen inflamación de los ganglios linfáticos inguinales, estos se rompen a través de la piel y causan abscesos que supuran. Los ganglios linfáticos inflamados y los abscesos con frecuencia se denominan bubones.

Pruebas y exámenes

El médico diagnostica el chancroide examinando la(s) úlcera(s) y verificando la presencia de ganglios linfáticos inflamados. No hay un examen de sangre para el chancroide.

Tratamiento

La infección se trata con antibióticos. Las inflamaciones grandes de los ganglios linfáticos requieren drenaje, ya sea con aguja o con cirugía local.

Expectativas (pronóstico)

El chancroide puede mejorar por sí solo. Algunas personas tienen meses de úlceras dolorosas y secreción. El tratamiento con antibióticos por lo general elimina las lesiones rápidamente con muy poca cicatrización.

Posibles complicaciones

Las complicaciones abarcan fístulas uretrales y cicatrices en el prepucio del pene en los hombres incircuncisos. A los pacientes afectados por el chancroide también se los debe examinar en busca de otras infecciones de transmisión sexual (ETS), como sífilis, VIH y herpes genital.

En personas con VIH, el chancroide puede tardar mucho más tiempo en sanar.

Cuándo contactar a un profesional médico

Solicite una cita con el médico si:

  • Presenta síntomas de chancroide.
  • Ha tenido contacto sexual con una persona que usted sabe que padece alguna infección de transmisión sexual (ITS).
  • Usted ha estado involucrado en prácticas sexuales de alto riesgo.

Prevención

El chancroide se propaga por contacto sexual con una persona infectada. El hecho de evitar todas las formas de actividad sexual es la única manera absoluta de prevenir una enfermedad de transmisión sexual.

Sin embargo, los comportamientos sexuales seguros pueden reducir el riesgo. El uso apropiado de condones, ya sea del tipo masculino o femenino, disminuye enormemente el riesgo de contraer una enfermedad de transmisión sexual. Es necesario usar el condón desde el comienzo hasta el final de cada actividad sexual.

Referencias

Mookerjee AL, Newell GC. Chancroid. In: Lebwohl MG, Heymann WR, Berth-Jones J, Coulson I, eds. Treatment of Skin Disease: Comprehensive Therapeutic Strategies. 4th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2013:chap 40.

Murphy TF. Haemophilus species including H. influenzae and H. ducreyi (chancroid). In:  In: Bennett JE, Dolin R, Mandell GL, eds. Mandell, Douglas, and Bennett's Principles and Practice of Infectious Diseases. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 227.

Actualizado: 8/31/2014

Versión en inglés revisada por: Jatin M. Vyas, MD, PhD, Assistant Professor in Medicine, Harvard Medical School; Assistant in Medicine, Division of Infectious Disease, Department of Medicine, Massachusetts General Hospital, Boston, MA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

A.D.A.M Quality Logo

A.D.A.M., Inc. está acreditada por la URAC, también conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditación de la URAC es un comité auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estándares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distinción en servicios de salud en la red. Conozca más sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es también uno de los miembros fundadores de la Junta Ética de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundación de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch).

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2014 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.

A.D.A.M Logo