Omita y vaya al Contenido

Isquemia e infarto intestinal pequeño

Es el daño (isquemia) o muerte (infarto) de parte del intestino, debido a una disminución del riego sanguíneo al área.

Causas

Existen varias causas posibles de la isquemia y el infarto intestinal.

  • Hernia: si el intestino se desplaza hacia el lugar equivocado o queda atrapado, esto puede cortar el flujo de sangre.
  • Adherencias: el intestino puede quedar atrapado en tejido cicatricial de una cirugía previa (adherencias). Esto puede llevar a isquemia si no se realiza un tratamiento.
  • Émbolo: un coágulo de sangre del corazón o de los vasos principales puede viajar a través del torrente sanguíneo y bloquear una de las arterias que irrigan el intestino. Las personas que han tenido un ataque cardíaco o que tienen arritmias, como la fibrilación auricular, están en riesgo de presentar este problema.
  • Trombosis arterial: las arterias que suministran sangre al intestino pueden estrecharse u obstruirse mucho a partir de una enfermedad ateroesclerótica (acumulación de colesterol). Cuando esto sucede en las arterias que van al corazón, ocasiona un ataque cardíaco. Cuando se presenta en las arterias que van al intestino, ocasiona isquemia intestinal.
  • Trombosis venosa: las venas que sacan la sangre del intestino se pueden obstruir con coágulos de sangre. Esto interrumpe el flujo sanguíneo hacia los intestinos. Es más común en personas con enfermedad hepática, cáncer o trastornos de la coagulación de la sangre.
  • Presión arterial baja: la presión arterial muy baja en pacientes que ya tienen estrechamiento de las arterias intestinales también puede ocasionar isquemia intestinal. Esto se presenta a menudo en personas con otros problemas médicos serios.

Síntomas

El síntoma principal de la isquemia intestinal es el dolor abdominal. Otros síntomas abarcan:

  • Diarrea
  • Fiebre
  • Vómitos
  • Dolor abdominal intenso, aunque el área no esté muy sensible al tacto

Pruebas y exámenes

Los exámenes de laboratorio pueden mostrar un alto conteo de leucocitos (un marcador de infección) y aumento del ácido en el torrente sanguíneo. Puede haber sangrado en el tubo digestivo.

Otros exámenes abarcan:

Estos exámenes no siempre diagnostican el problema. Algunas veces, la única manera segura de diagnosticar la isquemia intestinal es con un procedimiento quirúrgico.

Tratamiento

En la mayoría de los casos, la afección necesita tratamiento con cirugía. La parte del intestino que ha muerto se extirpa y luego se conectan los extremos restantes sanos de éste.

En algunos casos, se necesita una colostomía o una ileostomía. Si es posible, se corrige la obstrucción de las arterias que van al intestino.

Expectativas (pronóstico)

La isquemia intestinal es una afección seria que puede ocasionar la muerte si no se le realiza un tratamiento oportuno. El pronóstico depende de la causa. El tratamiento oportuno puede llevar a un buen desenlace clínico.

Posibles complicaciones

El infarto intestinal puede requerir una colostomía o una ileostomía, que puede ser por poco tiempo o permanente. En estos casos, es común que se presente peritonitis. Las personas que tienen una gran cantidad de muerte tisular en el intestino pueden tener problemas para absorber los nutrientes y pueden volverse dependientes de la nutrición intravenosa.

Algunas personas pueden resultar gravemente enfermas de fiebre y una infección del torrente sanguíneo (sepsis).

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si presenta cualquier dolor abdominal intenso.

Prevención

Las medidas preventivas abarcan:

  • Controlar los factores de riesgo, como las palpitaciones irregulares, la hipertensión arterial y el colesterol alto
  • No fumar
  • Consumir una dieta nutritiva
  • Tratar rápidamente las hernias

Nombres alternativos

Necrosis intestinal; Isquemia intestinal; Muerte del tejido intestinal; Intestino muerto

Referencias

Hauser SC. Vascular diseases of the gastrointestinal tract. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 145.

Actualizado: 2/21/2014

Versión en inglés revisada por: Todd Eisner, MD, Private practice specializing in Gastroenterology, Boca Raton, FL. Affiliate Assistant Professor, Florida Atlantic University School of Medicine. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

A.D.A.M Quality Logo

A.D.A.M., Inc. está acreditada por la URAC, también conocido como American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). La acreditación de la URAC es un comité auditor independiente para verificar que A.D.A.M. cumple los rigurosos estándares de calidad e integridad. A.D.A.M. es una de las primeras empresas en alcanzar esta tan importante distinción en servicios de salud en la red. Conozca más sobre la politica editorial, el proceso editorial y la poliza de privacidad de A.D.A.M. A.D.A.M. es también uno de los miembros fundadores de la Junta Ética de Salud en Internet (Health Internet Ethics, o Hi-Ethics) y cumple con los principios de la Fundación de Salud en la Red (Health on the Net Foundation: www.hon.ch).

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2014 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.

A.D.A.M Logo